Cada año, el 27 de enero se celebra el Día Internacional de Conmemoración en memoria de las víctimas del Holocausto. Fue en el año 1945, tras terminar la II Guerra Mundial, cuando se liberaron los campos de concentración de la Alemania nazi y cuando se expuso ante el mundo las atrocidades inhumanas que allí tuvieron lugar. Decenas de miles de prisioneros fueron liberados, estaban desnutridos y en condiciones insalubres. Muchos de ellos, incluso habiendo sido liberados, no pudieron sobrevivir.

WP_20180127_10_47_06_Pro

Este año, el 27 de enero, se celebra el 73º Aniversario de la Liberación del campo de concentración y exterminio de Auschwitz-Birkenau. Un grupo de 25 personas representantes del pueblo Rroma a nivel europeo, se reunieron para dar homenaje y recordar la memoria de las víctimas del pueblo gitano en el Samudaripen. Gente de España, Italia, Alemania, Francia y Letonia pudo juntarse el día del aniversario en el campo de concentración gracias al proyecto europeo Mem-Rrom: Memoria de la persecución Rroma en Europa. El homenaje a las víctimas del Samudaripen es una de las principales actuaciones del proyecto, con el objetivo de visibilizar al pueblo gitano, honrar su memoria y facilitar a los participantes que puedan ir a visitar el campo de concentración, el museo y conocer la historia de sus antepasados que fueron víctimas de los nazis.

WP_20180127_11_17_17_Pro

Una gran parte de las personas que asistieron y participaron en el acto eran familiares directos de prisioneros que habían sufrido los castigos y asesinatos del genocidio que sucedió en Auschwitz-Birkenau. Nunca habían podido ir a visitar el campo de concentración y, por fin, el pasado 27 de enero rindieron homenaje, personalmente, a sus familias víctimas de la masacre.

WP_20180127_11_34_38_Pro

Fue un acto muy emotivo, en el que un representante de cada país pronunció un discurso de homenaje y se depositó una corona de flores como ofrenda en la placa que recuerda la historia de las víctimas del Samudaripen. Al terminar, las mujeres improvisaron un canto dedicado a los homenajeados con el Djelem Djelem (himno internacional gitano), al que todos los asistentes se unieron formando un coro lleno de sentimiento y emoción. La bandera gitana estuvo presente durante todo el homenaje portada por los participantes.

WP_20180127_12_03_15_Pro

Las personas que asistieron pudieron comprobar, con horror y tristeza, el amplio lugar donde más de un millón de personas fueron asesinadas en condiciones inhumanas. De ellas, decenas de miles fueron gitanos víctimas del Samudaripen. Conocieron su historia y ahora la guardan en su memoria, para divulgarla y no permitir que algo así vuelva a suceder.

 

Acceder al wordpress de Mem-Rrom